miércoles, 8 de febrero de 2006

Clicks

Pues sí. Existían "clicks" antes de que existiera el botón izquierdo del ratón.

Todo este post-revival viene a raíz de encontrar un interesante artículo sobre el origen de estos pequeños muñequitos cabezones, con una sonrisa de tripi eterno, de manos poco aptas para tocar el piano e incapaces de dar una patada, ya que si levantan una pierna levantan a la fuerza la otra y se pegan la hostia padre.

Los clicks eran uno de mis juguetes favoritos. En realidad casi siempre estaba jugando con muñecos, en cualquiera de sus tres escalas: o bien con los pequeños soldaditos de plástico monocolor que vendían en sobres, o con los clicks de Famobil o con los Geyperman. Acumulé tal cantidad de soldaditos de sobre que, cuando estaban esturreados todos por el suelo y había que recogerlos de manera rápida, aparecía mi madre y los barría con la escoba y el recogedor para devolverlos al tambor de Colón en donde se guardaban. Tenía otro tambor de detergente para guardar los clicks, otro para los coches de plástico... Era divertido lo de los tambores. Sobre todo al principio, cuando tu madre te los daba para que sustituyeras uno que estaba hecho polvo, y el olor a detergente del nuevo era aún muy penetrante. Ese fue el inicio de mi carrera de politoxicómano.

Otra cosa curiosa era la dicotomía clicks/airgamboys, casi tan feroz como la de geypermanes/madelmanes. Creo que era AlvaroOrtega el que tenía una doble página realmente graciosa basada en describir este tipo de decisiones vitales binarias (Pepsi/Cocacola, Playboy/Penthouse, PC/Mac, etc...). A veces un vecino subía con sus airgamboys a jugar "cruzándolos" con mis clicks, y al hacerlo parecía que habían soltado juntos a una clase de niños de parvulitos y a un equipo de rugby americano. Los suyos eran más grandes. Los suyos podían mover las dos piernas separadamente. Los suyos podían girar manos y pies. Los suyos tenían artilugios de aspecto realmente fiero. Pero mis clicks lucían un flequillo la mar de mono.

Playclicks es una web de enfermos de los clicks. Impresionantes sus concursos mensuales de fotos.

Y os dejo con una selección de imágenes de clicks:

Click momia

Accesorio silla de ruedas, con sus escayolas, vendas y muletas

Click fantasma 1

Click fantasma 2 (brilla en la oscuridad)

El mejor: click MONJA. Aunque se parece más a Dark Vader

5 comentarios:

eD dijo...

El tambor de Colón!! el tambor de Colón!! :_)

javim dijo...

Joder. Recuerdo perfectamente que a veces se quedaba una pieza de algún muñeco atascada en el fondo del tambor, justo en la junta del fondo con la pared cilíndrica, y que no había huevos a recuperarla porque mis brazos no eran lo suficientemente largos...

Víctor Eme dijo...

Lo del tambor de Colón es tan mítico como el bote de Cola Cao lleno de varias generaciones de lápices Alpino y rotuladores de todo pelaje...

He de decir que yo era de los Airgam Boys, a los que al final convertía en auténticos Frankenstein intercambiando brazos, pies, cabezas,...

Víctor Eme dijo...

Un accesorio que recuerdo como alucinante eran las cartucheras de las pistolas de los Airgam Boys vaqueros.

rufio datura dijo...

Jamás me gustaron ni los Cliks, ni los madelman ni los airgamboys......pero macho, era pillar el Tente y fliparlo. ¡Así he terminao!