martes, 22 de agosto de 2006

Tom y Jerry dejan el tabaco

Leo en El País que el canal Boomerang retocará un par de episodios de Tom y Jerry para eliminar las escenas donde salen personajes fumando, después de que Ofcom, organismo regulador de los medios de comunicación en el Reino Unido recibiera la denuncia de un espectador. En concreto se trata de los episodios Tennis Chumps, de 1949, en el que Tom juega un torneo de tenis con un contrincante que fuma puros, y Texas Tom, de 1950, en el que el gato para ligar se lía -y después se fuma- un cigarrillo delante de una gata para impresionarla.

Al margen de la crítica más evidente, esto es, la falta de comprensión hacia una serie de animación histórica realizada en un contexto muy diferente del actual, sorprende la inmediatez en la reacción de la filial de Cartoon Network, compañía del todopoderoso Ted Turner... ante una queja de un telespectador británico. Es buena muestra del pánico de los gigantes de la comunicación ante cualquier acusación de incorrección política.

6 comentarios:

eD dijo...

Pues nada! A la hoguera con todos los cartoons de esa época!
Eso si, en la próxima guerra no permitan que sus hijos se pierdan la retransmisión en directo que nuestro canal les ofrecerá sin ningún tipo de censura en las noticias de las tres.

Putos americanoooos!! Pozo de gusanos!!

Víctor Eme dijo...

Nosotros veremos la edición digital de Casablanca en la que no se fuma, la de Sólo ante el Peligro en la que no se bebe. Y la de "Los Intocables" en la que los gángsters llevarán Walkie Talkies.

Y si no, al tiempo.

manolom dijo...

Que la OMS les dé inmediatamente un premio al igual que hicieron con Morris cuando sustituyó el pitillo colgandero del incipiente labio de Lucky Luke por una ramita de perejil...pero ya!

javim dijo...

Curiosamente el segundo episodio que comenta Victor, Texas Tom, fue subido a Youtube hace 6 días y... borrado por el propio usuario poco tiempo después.

Torquemont dijo...

Je, je... el Comic Code está llegando a todos los medios. Amigos, el negocio del futuro: retoque digital de obras clásicas en las que aparezca algo políticamente incorrecto (según los cánones de ahora mismo).
Coño, pues del cine clásico van a quedar películas de un cuarto de hora, porque se pasan todas las escenas bebiendo y fumando... Lo siguiente debería ser el sexo (ya jodieron las estatuas gracoromanas con sus putas hojitas de parra) y la violencia, pero como son las cosas que dan dinero (como la publicidad descubrió hace años). Vivimos un época de decadencia, amiguitos...

cagomont dijo...

Solamente añadir: ME CAGO EN SU PUTA CALAVERA, o como dirían Ortega y Pacheco: ME CAGO Y ME QUEDA